Anterior
Siguiente

ELEGIR EFICIENCIA

Sistemas de Adsorción Declorador de Agua MEMBROM®

ELIMINACIÓN DE CLORO CERTIFICADA

Con una larguísima duración de filtros de carbón block activado CTO de 22.000 litros, 36.000 litros ó 56.000 litros dependiendo de la opción de filtros que elija, los equipos de adsorción de agua MEMBROM® certifican la eliminación de cloro libre efectiva en un 99,99% a principio de uso y en un 90% a después de filtrar 22.000, 36.000 ó 56.000 litros.

FILTRACIÓN DE AGUA EN 3 ETAPAS

Los sistemas de decloración de agua MEMBROM® aplican la tecnología de adsorción mediante 2 filtros de carbón block activado CTO de alta capacidad dispuestos en línea capaces de eliminar el cloro, sabor, olor y color además de una reducción efectiva de diversos contaminantes nocivos para la salud en su mayoría compuestos volátiles orgánicos VOCs.

Los equipos están diseñados como un sistema de filtración en 3 etapas siendo la primera etapa una microfiltración de sedimentos de alta precisión que abarca desde filtración nominal del 82% a filtración absoluta del 99,9% en 5 micras, 3 micras, 1 micra ó 0,5 micras según la opción de filtros que elija. En la segunda y tercera etapa es donde se produce la adsorción de contaminantes por medio de los filtros de carbón block activado CTO.

Tabla de contenidos

EQUIPOS DE FABRICACIÓN ESPAÑOLA

Equipos de alta calidad diseñados y ensamblados en España. 3 años de garantía. Certificado CE. Diseño industrial registrado en la Unión Europea (Registered model). Varias innovaciones descritas en patente de MEMBROM®. Todos los componentes de los equipos cumplen la normative CE para material en contacto con alimento líquido. Los equipos están homologados desde uso doméstico y aplicaciones en industria alimentaria y de bebidas, hasta como sistema de tratamiento de agua por adsorción en industria farmacéutica, médica o cosmética.

ELIMINACIÓN DE SABOR, COLOR Y OLOR DEL AGUA

La altísima capacidad de adsorción de los carbones activados que elegimos como materia prima de nuestros filtros decloradores de carbón block CTO es proporcional a la capacidad de eliminación de cloro, sabor, olor y color del agua. De hecho cuando se trata de eliminar sabor, olor y color del agua, sin tener en cuenta la eliminación de cloro, los sistemas MEMBROM® pueden durar muchos más litros de lo que están especificados. Debido a que en muchos casos la cantidad de litros que duran los filtros es muy larga para pequeñas aplicaciones con menor consumo de agua,  hemos diseñado equipos con filtros y porta-filtros anti-bacterias, de manera que no necesitan desinfección previa a su uso y además pueden utilizarse durante muchos años sin necesidad de preocuparse ya que, al ser un sistema bacteriostático, elimina la posibilidad de crecimiento de bacterias en el agua con el paso del tiempo tanto en los filtros como en los porta-filtros. (Análisis realizados despues de 8 años de uso en sistemas MEMBROM® modelos AD-NX-AB10 y AD-NX-AB20 con filtros anti-bacterias). Sistemas Adsorcion

ELIMINACIÓN DE SUBPRODUCTOS DEL CLORO

Los equipos de adsorción de agua MEMBROM® reducen en un altísimo porcentaje otros contaminantes que son subproductos de la desinfección con cloro considerados peligrosos para la salud.  Si bien no hay duda que la cloración de agua eliminó la mayoría de las enfermedades infecciosas que se expandían por este medio, en las últimas décadas los estudios de salud confirman que varios subproductos formados por la desinfección de agua por medio de cloro son perjudiciales para el ser humano, los animales y las plantas. Los tipos de desinfección más usados por derivados del cloro son el cloro gas, el hipoclorito sódico, el hipoclorito cálcico, el dióxido de cloro y las cloraminas.  Los tres primeros medios de desinfección de agua (cloro gas, hipoclorito sódico e hipoclorito cálcico), al contacto con materia orgánica, producen otras sustancias consideradas peligrosas para la salud. Principalmente estos compuestos son los trihalometanos conocidos por sus siglas THMs de los cuales en su mayoría son el cloroformo (CHCl3), bromodiclorometano (CHBrCl2), dibromoclorometano (CHBr2Cl) y bromoformo (CHBr3). También en menor porcentaje que los trihalometanos se forman los ácidos acéticos halogenados (HAA) y en mínimas concentraciones también se forman acetonitrilos halogenados, mutágeno X, hidrato de cloral y clorofenoles. Si se utilizan las otras dos alternativas de desinfección (con dióxido de cloro o con cloraminas) se evita en un porcentaje muy alto la formación de trihalometanos THMs pero se forman otros subproductos. Con el dióxido de cloro se forma el clorito que a su vez se puede transformar en clorato, siendo este considerado peligroso para los glóbulos rojos de la sangre. Con la desinfección por cloraminas se forma el cloruro de cianógeno, que se transforma en cianuro una vez dentro del cuerpo humano.

ELIMINACIÓN DE CONTAMINACIÓN INDUSTRIAL PFAS EN EL AGUA

En los últimos años hemos percibido una gran preocupación por parte de nuestros clientes por las sustancias llamadas PFAS (sustancias perfluoroalquiladas y polifluoroalquiladas) presentes en el agua de algunas localidades.  Aunque ya no se permite la fabricación con PFAS, se pueden localizar estos compuestos en áreas donde se hayan fabricado productos de limpieza, antiadherentes, ceras, pinturas, cromados, envases, baterías de cocina, espuma contra incendios, etc. Y también donde se haya usado la antigua espuma contraincendios con PFAS, como por ejemplo donde se haya extinguido un gran fuego por medio de estas espumas, o en lugares de pruebas de entrenamiento de extinción del fuego como aeropuertos, bases militares y parques de bomberos. Los equipos de purificación de agua MEMBROM® reducen en un porcentaje muy elevado los PFAS del agua.

RECOMENDACIONES DE USO

Los sistemas de purificación de agua por adsorción MEMBROM® se recomiendan para usar con aguas blandas o con baja dureza, con un bajo contenido en sólidos disueltos. Equipos indicados para aguas procedentes de zonas graníticas como en Madrid capital, Galicia y norte de Portugal, y otras zonas del norte de España como Asturias, Cantabria, País Vasco, Navarra y algunas zonas de Castilla-León y Extremadura. También se recomienda su uso en otras áreas donde el agua de suministro ha sido sometida a una mejora con respecto a su desmineralización. En general, para obtener un resultado óptimo se recomienda que el agua tenga un máximo de 250 ppm de TDS (500 uS de EC). Las aguas duras o muy duras, con una mayor concentración de sales (+ de 250 ppm) en general tendrán una parte de sabor que procede de los sólidos disueltos y que no se podrá eliminar en su totalidad.

PREFILTRACIÓN DE LOS FILTROS DE CARBÓN BLOCK CTO.

Para evitar un deterioro prematuro del carbón activado y alargar la eficacia de adsorción del mismo, utilizamos la tecnología de microfiltración de agua normalmente con un prefiltro de sedimentos MEMBROM® con filtración semi-absoluta del 82% de 5 micras y filtración absoluta del 99% de 10 micras. Esto asegura que los microscópicos poros de los filtros de carbón bloque activado MEMBROM® no serán obturados por sedimentos y conseguirán un rendimiento real por los litros especificados. Los filtros de sedimentos MEMBROM® de 5 micras (modelos FS-SA-82 de 5 micras) en la mayoría de los casos duran igual o más que los 22.000 litros, 36.000 litros ó 56.000 litros de duración que garantizamos de los filtros de carbón activado en bloque MEMBROM®. Otras opciones de prefiltros que puede elegir con su sistema de adsorción son una microfiltración con filtros de sedimentos MEMBROM® con:
  • Filtración absoluta del 99,9% en 0,5 micras
  • Filtración absoluta del 99,9% en 1 micra
  • Filtración absoluta del 99,9% en 3 micras
  • Filtración semi-absoluta del 82% de 1 micra y filtración absoluta del 99% de 5 micras
  • Filtración semi-absoluta del 82% de 5 micras y filtración absoluta del 99% de 10 micras
El uso de estos cartuchos MEMBROM® de filtración semi-absoluta o de filtración absoluta en un porta-filtro por separado, en combinación con los 2 filtros de carbón block CTO dentro del mismo sistema de purificación de agua, tal y como lo hemos diseñado en MEMBROM®, tiene una altísima eficiencia y mejora considerablemente los resultados de adsorción y purificación del agua. Aunque los filtros de carbón block activado CTO MEMBROM® tienen una capacidad de microfiltración de 5 y 10 micras por sí mismos, el objetivo es evitar que sean usados como filtración de sedimentos y así obtengamos el máximo rendimiento para lo que fueron diseñados: Adsorción de cloro, olor, color, sabor y compuestos volátiles orgánicos VOCs.

CARBÓN BLOCK CTO: MAYOR EFICIENCIA QUE EL CARBON GRANULADO

Desde que se usa el carbón activado para eliminar contaminantes del agua que podrían ocasionar riesgos de salud, la tecnología de adsorción de químicos nocivos ha ido evolucionando con carbones activados que consiguen una mayor eficacia. El tipo de carbón activado más extendido para filtros de purificación de agua es el carbón granulado, conocido por sus siglas en inglés como GAC que significa Granulated Activated Carbon. Sin embargo, el carbón block CTO consigue un mayor rendimiento que el carbón granulado. Veamos por qué. En la industria del carbón activado existen dos tipos de carbones, el carbón granulado GAC y el carbón en polvo cuyos gránulos son, como indica su nombre, mucho más pequeños que los del carbón granulado. Normalmente los filtros de carbón granulado GAC se componen de un recipiente donde se contienen los gránulos. Este recipiente está diseñado de manera que se fuerza el agua a pasar a través del carbón y así se obtiene un efecto de eliminación de sustancias volátiles orgánicas relativamente efectivo. Si en vez de carbón granulado llenásemos el mismo filtro con carbón en polvo, la eliminación de contaminantes sería mucho más eficaz. Pero al ser los gránulos mucho más pequeños, la resistencia de caudal sería mucho mayor por lo que al final obtendríamos agua mejor purificada pero mucho menos caudal y a una presión mucho menor. Esto, evidentemente no permite el uso práctico del carbón en polvo en los mismos recipientes que los filtros de carbón granulado GAC. Para conseguir un rendimiento más eficaz del carbón activado en polvo se diseñaron los filtros de agua de carbón block CTO activado, los cuales se fabrican mediante el uso de carbón activado en polvo mezclado con un agente aglutinante, y luego comprimido o extrusionado mecánicamente.  Los filtros de carbón block CTO tienen un rendimiento mucho más eficaz en la eliminación de cloro, sabor, olor y color que los filtros de carbón granulado GAC. Los filtros de carbón block son conocidos por sus siglas CTO en inglés, C significa Chlorine de cloro, T significa Taste de sabor y O significa Odour de olor. En MEMBROM® hemos elegido el carbón activado en polvo con mayor adsorción conocida como materia prima de nuestros filtros de carbón block CTO para obtener el máximo rendimiento y duración.

VENTAJAS DEL CARBÓN BLOCK CTO FRENTE AL CARBÓN GRANULADO GAC

Mayor eficacia en menos espacio: El carbón block CTO consigue una mayor eficacia por el volumen que ocupa el carbón activado en polvo que lo compone, en comparación con el volumen que ocuparía el carbón activado granulado GAC. Reduce el problema de los canales preferenciales: El carbón granulado GAC tiene frecuentemente el problema de los canales preferenciales, que son pequeños flujos de agua que no pasan a través de los gránulos por lo que una parte de agua queda sin purificar. Este problema se minimiza con el carbón block CTO ya que al ser carbón prensado por medio de un aglutinante se reducen significativamente los espacios entre gránulos. Capacidad de filtración mecánica: Al quedar el carbón en polvo totalmente inmovilizado en un bloque (block en inglés), se añade al filtro de carbón activado en bloque la capacidad de retener partículas de ciertos tamaños que el carbón granulado carece. Menor tiempo de contacto: El agua en un filtro de carbón granular GAC necesita mayor tiempo de contacto para obtener la misma eficacia que un filtro de carbón block CTO. Capacidad anti-bacteriana: El carbón en polvo se puede mezclar con agentes antimicrobianos como por ejemplo iones de plata Ag+ u otros materiales inhibidores de crecimiento bacteriológico. En los equipos de adsorción MEMBROM® existen opciones con filtros de carbón block CTO anti-bacterias que previenen e inhiben el crecimiento de microbios con el paso del tiempo.

LA TECNOLOGÍA DE ADSORCIÓN PARA PURIFICACIÓN DE AGUA

Para una mejor comprensión diferenciemos primero la adsorción con d de la absorción con b. La adsorción es la adhesión de una sustancia sobre la superficie de otra sustancia, mientras que la absorción es la introducción de una sustancia dentro de otra sustancia. Para explicarlo de una manera muy simple, la absorción sería el vino dentro de una copa, mientras que la adsorción sería el vino que queda pegado en el cristal de una copa después de haber bebido el vino.  De esta manera cuanta mayor sea la superficie de la copa, mayor cantidad de sustancias quedarán adheridas y serán adsorbidas. El carbón activado en polvo que hemos elegido como materia prima de los filtros de carbón bloque MEMBROM® es extremadamente poroso por lo que tiene mucha más superficie de adsorción que otros carbones activados y de ahí procede su larguísima duración reteniendo cloro, sabor, color, olor y diferentes sustancias volátiles orgánicas.

APLICACIONES DE LOS SISTEMAS DE ADSORCIÓN DE AGUA MEMBROM®

Todos los modelos de equipos de adsorción MEMBROM® cumplen las exigencias legales para prácticamente todas las aplicaciones, pero debido a la larga duración de los filtros recomendamos siempre que para instalaciones donde la seguridad y control de ausencia de bacterias sea algo crucial como por ejemplo uso doméstico, médico, industria alimentaria, bebidas, hostelería, cosmética, farmacia, veterinaria, etc se instalen los equipos con filtros y porta-filtros anti-bacterias modelos AD-NX-AB10 y AD-NX-AB20. La combinación de equipos con porta-filtros anti-bacterias con los filtros anti-bacterias ha sido analizada después de 8 años de uso con aguas con cloro procedentes de diferentes suministros municipales en España con resultados de ausencia de bacterias en el agua, en los filtros y en los porta-filtros. En caso de utilizar para estas aplicaciones los modelos sin protección antibacterias AD-NX-AR10, AD-NX-AR20, AD-AC-AR10 y AD-AC-AR20 se recomienda el cambio de filtros cada 5 años como máximo si se usan filtros anti-bacterias y cada 3 años como máximo si se usan filtros que no sean bacteriostáticos. Además se recomienda evitar que la luz natural directa o indirecta le llegue al sistema para evitar el deterioro de plásticos y el crecimiento de algas o microorganismos. Para aplicaciones más exigentes donde el contacto con el metal debe de ser siempre acero inoxidable o en aplicaciones con agua de mar, hemos diseñado equipos con manómetros totalmente en acero inoxidable 316.

Uso como purificador de agua doméstico

Recomendado para aguas blandas de menos de 250 ppm de TDS, equipo con todos los componentes para instalación bajo fregadero.  Consigue en aguas con un rango bajo de sólidos disueltos la eliminación de sabor, además de eliminar cloro, turbidez, olores, y contaminantes volátiles orgánicos nocivos para la salud. Todo esto conservando los minerales disueltos propios del agua y aprovechando el 100% del agua (sin rechazo).  Debido a la gran duración de los filtros MEMBROM® recomendamos encarecidamente para uso doméstico instalar los sistemas con porta-filtros y filtros anti-bacterias modelos AD-NX-AB10 y AD-NX-AB20 Tenga en cuenta que si por ejemplo una familia consume un máximo de 10 litros al día y los filtros duran 22.000 litros (hacemos el cálculo) 22.000 litros / 10 litros al día = 2.200 días / 365 dias al año = 6 años de duración. Por seguridad, si va a usar un equipo de purificación de agua durante 6 años, para evitar la proliferación de bacterias en los filtros con el paso del tiempo, lo mejor es usar un equipo que sea completamente anti-bacterias.  En cualquier caso, para consumos menores, nuestros análisis realizados a los 8 años de uso con equipos totalmente anti-bacterias (equipo + filtros) siguen libres de contaminación bacteriológica de ahí que solamente garanticemos la ausencia de bacterias durante 8 años y solamente en los modelos AD-NX-AB10 y AD-NX-AB20 con los 3 filtros anti-bacterias y usados con agua legalmente potable desinfectada con cloro o derivados del cloro. 

Obtención de agua declorada para acuarios y cultivos de plantas sensibles

Tanto para acuarios de especies de peces tropicales, marinos, o de agua cálida como para riego de bonsais y otras plantas sensibles al cloro, los sistemas de adsorción MEMBROM® garantizan la ausencia de cloro en los porcentajes especificados evitando así la probable muerte prematura de corales y peces, así como el deterioro de plantas y cultivos vegetales delicados. Es evidente que en un acuario el agua no debe contener cloro ya que podría enfermar o matar directamente a los peces. Pero cuando se trata de riego, muchas veces no tenemos en cuenta que el cloro destruye bacterias ricas para el sustrato y ataca a las raíces. En concreto, según los expertos, los cultivos de cítricos, fresas, manzanas, mangos, leguminosas, habas, guisantes, lechuga, geranios, bonsais, cáñamo y cebollas son especialmente sensibles al cloro.

Obtención de agua sin sabor para industria alimentaria y bebidas.

Cuando se prepara un alimento o una bebida que necesita agua como por ejemplo cerveza artesana, licores, o conservas vegetales, es muchas veces necesario eliminar sabores que puedan interferir en la calidad producto final. En algunos casos la legislación no permite el uso de agua sin cloro para preparaciones alimentarias, pero en los casos que sí lo permite, una purificación previa del agua aumenta la calidad del producto. Por otra parte, los sistemas de adsorción MEMBROM® también consiguen eliminar la turbidez del agua y obtener agua transparente y cristalina, óptima para la mejor presentación de la bebida o alimento. En todos los casos la reducción de compuestos volátiles orgánicos VOCs evita incompatibilidades químicas y asegura un agua más sana para la mezcla con alimentos y bebidas. Los sistemas MEMBROM® modelos AD-NX-AB10 y AD-NX-AB20 con filtros y porta-filtros anti-bacterias aseguran una muy larga duración de los filtros y además una seguridad preventiva contra la aparición de bacterias.

Agua microfiltrada y declorada para restaurantes y hostelería.

Los equipos de adsorción de agua MEMBROM® han sido solicitados en restaurantes, cafeterías, y en general en varios sectores de hostelería para:
  • Dar servicio a los clientes más comprometidos con el cuidado del medio ambiente, los cuales reclaman que el agua se purifique directamente en el establecimiento y evitar la contaminación que producen los envases, botellas y tapones de agua mineral, así como la polución que origina su transporte.
  • Para pre-filtración del agua usada en máquinas de café que mejora su sabor y no interfieren en la calidad ni aroma del mismo.
  • Para prefiltración del agua usada en máquinas de hielo para obtención de hielo sin sabor.
  • Y en general para eliminar sabores que puedan interferir en cocciones, infusiones, y cualquier otra preparación que contenga agua.

Agua decolorada y desodorizada.

En casos de agua con olores fuertes procedentes por ejemplo del reciclado de aguas residuales los equipos de adsorción MEMBROM® proporcionan un sistema seguro para la eliminación de los mismos. Siendo los olores sustancias volátiles que se evaporan más rápido que el agua (por eso huelen), los sistemas de adsorción son los más indicados para este tipo de desodorización. Para decoloración de aguas turbias, es aconsejable saber de antemano de dónde procede el color del agua. Las pruebas realizadas por nuestros clientes siempre han sido satisfactorias hasta hoy y han obtenido agua transparente, esto es debido a que en todos los casos el color procedía en su mayoría de materias volátiles. Pero sabemos que en algunos casos la turbidez puede proceder más de los sólidos en suspensión (arenas, lodos, arcillas) y en ese caso sería más aconsejable usar un sistema de microfiltración e ir probando con diferentes tipos de filtros de sedimentos del tamaño de las partículas que forman el color.

Prefiltración de sistemas de ósmosis inversa y desionización.

Lo mejor para una membrana de ósmosis inversa o un filtro desionizador es que el agua le llegue lo más pura posible para así obtener el mejor resultado de eliminación de sólidos disueltos y que tanto la membrana como el filtro desionizador duren mucho más. El cloro deteriora especialmente las membranas de ósmosis inversa produciendo que se abran poros y que el agua producida sea cada vez de peor calidad. En el caso de los filtros desionizadores el cloro es un elemento más que tiene que eliminar la resina de intercambio iónico por lo que su duración es menor. También las partículas en suspensión mayores de 5 micras no filtradas previamente deterioran las membranas, y en los filtros desionizadores también ocurre si estos sólidos son mayores de 1 micra. Con los sistemas de adsorción MEMBROM® se eliminan los sólidos en suspensión y se asegura una decloración muy eficiente. Tanto los resultados de nuestros filtros de sedimentos para la eliminación de partículas como los resultados de eliminación de cloro con nuestros filtros de carbón block activado CTO han sido probados en laboratorios especializados y certificamos las especificaciones de rendimiento en nuestros sistemas, así como en los filtros que llevan instalados por separado.
0